Mié, 15 Agosto
El tiempo - Tutiempo.net

 20180508 142511 001

 


El presidente de Consultora W, Guillermo Oliveto, estuvo presente en estos 16 años ininterrumpidos del evento retail del año y esta jornada no fue la excepción.


 

“Nosotros miramos constantemente cuatro dimensiones que construyen el humor social: consumo, clima social, valores y gobierno, para ver de qué modo la gente está confiando o no de quienes manejan su economía”, comenzó relatando el especialista, quien nos tiene acostumbrados a desarrollar un panorama del consumo y la economía en el Encuentro Nacional Retailer.

“Sobre el consumo e impacto social sabemos que el 2016, post salida del cepo y devaluación, tuvimos una contracción en los alimentos, bebidas, cosmética y limpieza. Sin embargo, hubo una evolución en el 2017 desde el tercer trimestre del año”, detalló Oliveto ante un público atento. “¿Por qué  influye tanto en el clima social lo que pasa con la ‘comida’?”, se preguntó y respondió: “’El peso de la comida’, el gasto en consumo masivo hogar 2017 respecto a alimentos, bebidas cosméticos y limpieza arrojó que el 22,5% de los ingresos de un hogar promedio es utilizado para los alimentos teniendo $9000 de gasto y $40000 el ingreso”.

“En el 2016 fue un año muy difícil por la contracción del consumo generalizado. En 2017 la dinámica ya mostró muchas categorías en recuperación. Salvo el sector de la lácteo, que todos conocemos la crisis que está pasando, los demás mostraron un crecimiento”, repasó para citar, a modo de ejemplo, con respecto a lo que sucedió en el primer trimestre del 2018, donde “volvió a verificar una contracción generalizada, siendo solos dos los rubros en positivo (bebidas +2% y alimentos +1%)”.

“En ‘La nueva normalidad’ los argentinos resetearon sus prioridades. Con el ‘nuevo chip’ llegó un nuevo ‘share of wallet’ y recién volvieron a ‘comprar’ cuando se acomodaron los precios”, comentó el presidente de Consultora W y expandió su ideas: “Las tres claves del cambio de chip en 2016 fueron las tarifas, la comida y los gastos fijos. La reacción de la sociedad ante un cambio que fue señalar que antes compraban sin mirar y ahora se fijan en todo; la otra incidencia central que se sostenga y que es clave para el humor de los argentinos, el destino del gobierno y la estabilidad de la economía es el crédito tanto personal como hipotecario”.

Un año después el modo austero modificó conductas y eso se ve en el accionar de los clientes, ya que “aprendimos a gastar un poco mejor, tomar conciencia de que no se puede gastar tanto. Hay que armar un presupuesto y trabajar sobre eso, según sostiene la clase media típica. En noviembre de 2017 el patrón era que había vuelto el ahorro, es un cambio de valores y altera la forma de cómo la gente decide comprar”.

Sin embargo, en marzo del 2018 se presentó un nuevo patrón de consumo con una hipótesis mejora del poder adquisitivo. “El 9% volvería a comprar al modo de consumo era K, el 255 mantengo el modo de consumo de la era Mauricio Macri 2016, y el 55% opta por hacer un mix, es decir, cuidarse en algunos gastos y darse gustos en otros”, confesó Oliveto.

¿Qué pasará con la economía? “Prevén que la argentina crezca, en el orden del 3% anual hasta el 2022 según los bancos. Esto no es ni China ni España, es lo más parecido a Chile. La Argentina viene de un concepto supra inflacionario y es difícil frenar eso. Va a ir bajando el desempleo, más lento de lo que muchos quisieran; pero se da por cuestiones de tecnología y maquinaria, además de reacomodamiento de toda la economía”, vaticinó el especialista acerca del futuro que se viene en nuestro país, algo que influirá directamente en el mercado.

Por último, Guillermo Oliveto hizo alusión a cuatro grandes disrupciones de la economía en la era Macri: “Tarifas, ‘hay y habrá que pagar lo que durante 12 años fue gratis’; crédito, ‘el sueño de casa propia es posible’; lógica temporal, ‘del corto al largo plazo, del puro consumo al consumo más ahorro'; y velocidad, ‘del vértigo a la sustentabilidad = gradualismo”. Entonces, ¿qué hacemos en ese contexto?, “hay herramientas claves para las empresas y el modelo de gestión se requiere en ‘la nueva normalidad’: precio, portafolio, que es ver dónde estás dentro de los estratos ya que es un mercado cambiante; precisión, mirar los sectores, las marcas y los calibres;  proacción, porque es un mercado que no viene solo, hay que ir a buscarlo”, contestó la interrogante y cerró: “En estos caminos de los 4P la gente necesita que los comprendan, que los entiendan, que les den tranquilidad, y que se los pueda inspirar y dar valores mejor. Algo que a los argentinos que los hace falta”.

0
0
0
s2smodern